LA SAVIA DE LA TIERRA

LA SAVIA DE LA TIERRA

ÁMBAR

El Ámbar es el material orgánico más antiguo que existe, datadas las piezas más jóvenes en unos 15 millones de años, y las más antiguas descubiertas de hace 300 millones de años en Israel. ¿Sorprendente verdad?

La importancia de este material viene dada por las inclusiones que atrapó en su interior en el momento de su formación, tales como insectos, restos vegetales, burbujas o minerales, lo cual representa una fuente inagotable de conocimientos de nuestro pasado.

¿Sabes cómo se originaron los abundantes yacimientos de Ámbar?

Todo apunta a que cuando se producía una tormenta, llamada paleo tormenta en aquellos tiempos, provocaba incendios en las áreas de los bosques a causa de los rayos que impactaban en la tierra, y el fuego hacía que los árboles exudasen la resina que tenían en su interior por el calor.

Cuando hablamos de Ámbar se nos viene a la cabeza su color típico amarillento, pero su variedad de colores va mucho más allá, existiendo el negro, blanco, azul y rojo entre otros.

También presenta una propiedad que sirve de ayuda para separarlo de sus posibles imitaciones, la llamada piezoeliecricidad. Si frotamos rápidamente una pieza de Ámbar con un trapo, gracias al calor generado, el Ámbar atraerá a sí mismo trocitos de papel o pequeños retales de hilos.

Los principales yacimientos nos lo da el Mar del Báltico, magníficos ejemplares de gran belleza y calidad. Pero no hay que irse tan lejos para encontrar Ámbar. Justamente en el norte de España, en la región de Cantabria han encontrado un yacimiento de más de 100 millones de años de antigüedad, con una gran variedad y calidad de piezas y con un hallazgo no menos importante del Ámbar azul que a la luz del sol cambia al color púrpura, siendo su localización única en todo el mundo.

By: Isabel López Hurtado

-Diplomada en Gemología (I.G.E).

- Diplomada en diamantes (H.R.D).

- Experta tasadora de joyas (A.E.T.A).

Escribe tu comentario